Ladrillos aislantes en construcción de galpones

Qué diferencia tiene un ladrillo aislante de otro. Bueno, la misma palabra lo dice todo, con lo cual a la hora de fabricar un galpón en alquiler, muchos constructores aplican diferentes abordajes a la técnica de cómo construir, sobre todo respecto de cuestiones estéticas y de versatilidad. Como ya hemos mencionado en un artículo anterior sobre construcción de galpones , la chapa acanalada es uno de los mejores elementos para dotar de versatilidad a la construcción, sobre todo permite hacer más rápidamente posteriores modificaciones.

Sin embargo, las propiedades aislantes del ladrillo, todavía son una buena competencia para este tipo de construcción rápida. El ladrillo es un excelente material a la hora de aislar tanto de manera térmica como sonora, y no es que esto último sea menos importante, aunque en lugares con altas temperaturas resguardarse del calor será un requerimiento fundamental antes de encarar cualquier tipo de construcción. Las construcciones antiguas en piedra, brindaban una gran alternativa para el aislamiento tanto térmico como sonoro.

Sin embargo, los ladrillos son materiales especialmente diseñados para la construcción, por lo que hacen más fácil la tarea. Además vienen hechos de materiales que están preparados para no absorber la radiación de los rayos ultravioletas. Debido a que en zonas donde el sol se proyecta de manera muy directa, se ha incorporado el doble vidrio e incluso algunos galpones utilizan la doble ventana, permitiendo que el calor se condense solamente en una capa de resguardo y que no se proyecte hacia el interior de los habitáculos.

Por suerte, hoy se cuenta con tecnologías como el aire acondicionado, algo que hace muchos años no existía. Pero aun así, conviene contar con una buena capa de protección contra el calor para evitar el alto consumo energético, ya que no solamente son costosos los equipos de refrigeración, sino que luego se tendrán que pagar abultadas cuentas de electricidad, algo que a la larga se termina pagando de alguna manera. Por lo tanto, conviene reparar en estas cuestiones para evitar luego ahorrar un coste por un lado y luego pagarlo por otro. Esto es lo más sabio a la hora de comenzar a diagramar la construcción de un galpón para alquiler o de cualquier tipo de construcción.